El concejal del Polo Democrático Carlos Carrillo denunció que 535 personas de las 831 que murieron hospitalizadas con Covid entre el 25 de marzo y el 6 de julio en Bogotá, no fueron llevadas a Unidades de Cuidados Intensivos.

El concejal manifestó que esta cifra cercana al 65% que no fue atendida en UCI es preocupante, teniendo en cuenta que la alcaldesa Claudia Lopez ha dicho que Bogotá tiene disponibilidad de esas camas y no se entiende porque no fueron llevados esos pacientes.

Dijo que la alcaldesa no aclara nada, porque entregó ayer una explicación en la que asegura que no todos los pacientes necesitaban de las UCIS y es una decisión que toman los médicos, lo que no es cierto, porque hay denuncias de pacientes que han muerto esperando llegar a una UCI.

Sostuvo Carrillo que no se puede hacer una valoración a la responsabilidad de los médicos porque ellos están para salvar vidas y lo que nos han dicho una y otra vez es que en muchos casos se salvan personas a través de la respiración asistida y si hay disponibilidad porque no fueron llevadas a salas UCIS

Recordó que el 11 de junio se declaró la alerta naranja, cuando la ocupación de UCIS, era del 50%, entonces porque esos 535 pacientes no fueron internados en esas salas, información que es fácil de corroborar si se miran las historias clínicas.

“Yo no puedo asegurar sobre la razón de esto, pero si puedo exigirle a la administración una respuesta, a mi me preocupa mucho la condescendencia de la administración con los privados y el actual sistema de salud mercalizado a través de la ley 100” aseguró el cabildante.

Dijo el concejal del Polo, que puede haber una negligencia de las EPS para reducir los costos porque hay denuncias de clínicas que no quieren aceptar los ventiladores porque esos aparatos les implican gastos adicionales.

Lamento que la alcaldesa haya cuestionado a los médicos y los acuse de hacer política cuando lo que hay es que buscar soluciones y las denuncias aumentan sobre la falta de atención en UCIS y la que queda es muy poco margen de acción y la alcaldesa por proteger su candidatura a la presidencia pone en riesgo el sistema de salud.

Sostuvo que recibió una denuncia en el que a paciente de 85 años con Covid19 en Clínica Palermo, le niegan traslado a UCI, argumentando que éstas han sido priorizadas para menores de 75 años.